Nuevo obispo toma posesión de Pinar del Río

Por: Yarelis Rico Hernández

El nuevo obispo besó en señal de filiación al misterio salvífico de Dios.
obispos cubanos
Obispos cubanos en la misa de toma de posesión del nuevo obispo de Pinar del Río, Mons Juan de Dios Hernández.

La misa de toma de posesión del nuevo obispo de Pinar del Río, Mons Juan de Dios Hernández, se celebró en la mañana de este sábado, 13 de julio, en la catedral de la ciudad pinareña. El templo, dedicado a san Rosendo, resultó demasiado pequeño para acoger a los cientos de personas, en su mayoría fieles del más occidental territorio cubano y de la vecina región habanera. Acompañaron también al recién nombrado prelado, el resto de los obispos cubanos, así como Thomas Wenski, arzobispo de Miami y el obispo emérito de Pinar del Río, Mons. José Siro Bacallao.

El nuevo obispo besó en señal de filiación al misterio salvífico de Dios.
El nuevo obispo besó en señal de filiación al misterio salvífico de Dios.

Antes de la ceremonia de entrada, Mons. Juan de Dios Hernández fue recibido en el atrio de la catedral por Mons. Jorge Enrique Serpa, obispo saliente, y el padre Vicente Cabrera, Vicario general de la diócesis, quien le presentó la imagen de Cristo Crucificado, la cual el nuevo obispo besó en señal de filiación al misterio salvífico de Dios. Seguidamente, Mons Juan de Dios bendijo al pueblo congregado y se dirigió al sagrario, acompañado de Mons. Serpa, para orar ante Jesús Sacramentado.
La celebración eucarística se inició con la lectura de la Letra Apostólica por medio de la que el Papa Francisco nombró a Mons. Juan de Dios obispo de Pinar del Río. A continuación, Mons. Serpa invitó al obispo a que se sentara en su Cátedra, con mitra y báculo, acto con el que tomó posesión de la diócesis.

Mons. Juan de Dios dijo venir obediente a Dios en el servicio de acompañar a la Iglesia de Pinar del Río en el camino de la fe.
Mons. Juan de Dios dijo venir obediente a Dios en el servicio de acompañar a la Iglesia de Pinar del Río en el camino de la fe.

En una homilía muy centrada en la figura de Cristo, Mons. Juan de Dios dijo venir obediente a Dios en el servicio de acompañar a la Iglesia de Pinar del Río en el camino de la fe. “Vengo –afirmó- a brindarles a Jesucristo, el don más preciado, el único que nos llena suficientemente”. Aseguró llegar a la diócesis con el propósito de descubrir, junto a la comunidad pinareña, a Jesucristo y “juntos amarlo e imitarlo”. De acuerdo con sus palabras, tres grandes amores definen el camino de la evangelización: “el amor a Jesús; el amor a su Iglesia y a esta tierra”.
En agradecimiento a Dios por el regalo de suscitar pastores que asuman el compromiso de acompañar a Pinar del Río, representantes de las comisiones diocesanas de Catequesis y Pastoral Juvenil y Adolescentes entregaron a Mons. Juan de Dios del Escudo Cívico y el Himno de la Provincia de Pinar del Río. Asimismo, miembros de las comisiones de Misiones, Infancia Misionera y Pastoral de la Salud, le acercaron al altar el mapa de la diócesis con la localización de las veintiséis parroquias existentes en la actualidad.
También ofrecieron al nuevo obispo un báculo, símbolo que lo identifica como pastor del rebaño pinareño. Representantes de la Pastoral Penitenciaria, la Pastoral Vocacional y el Grupo de Acólitos, le entregaron, además, el pectoral obsequiado por el Papa León XIII a Pinar del Río al erigir este territorio como diócesis hace ciento dieciséis años.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*