Celebran misa en La Habana por el descanso del cardenal Jaime Ortega

Por: Yarelis Rico Hernández

Misa de cuerpo presente del cardenal Jaime Ortega Alamino
Misa de cuerpo presente del cardenal Jaime Ortega Alamino

En la tarde de este 26 de julio, en el altar de la Santa Metropolitana Iglesia Catedral de La Habana se celebró la misa de cuerpo presente del cardenal Jaime Ortega Alamino, presidida por el arzobispo de La Habana Mons. Juan García.

Reunidos ante el cuerpo sin vida del querido cardenal cubano, sacerdotes, religiosos, fieles católicos y pueblo en general ofrecieron su último adiós a quien comenzó su vida pastoral como sacerdote matancero y fue, además,  obispo de Pinar del Río y arzobispo por más de treinta años de La Habana.

En su homilía, Mons. Juan García pidió a los bautizados por el cardenal, a los confirmados o bendecidos por él, y a quienes sencillamente recibieron alguno de sus consejos, presentar a Dios el bien concreto que les hizo. “Él ha compartido la muerte de Cristo –aseguró–, esperamos que llegue al palacio del cielo y sea esperado por quienes ayudó a ser felices y hoy gozan también del descanso eterno”.

Asimismo, el actual arzobispo de La Habana destacó, a través de un paralelismo entre la vida de Cristo y la del cardenal, el sentido de servicio, entrega y sufrimiento que este último asumió por su Iglesia. “Así como Cristo fue flagelado –dijo–, el cardenal, por vivir la fe y enseñarla, fue condenado, burlado y crucificado”. Más adelante, añadió: “Nos queda recordar las frases, el consejo, las enseñanzas que una y otra vez nos dejó”. Al finalizar la misa, rezó el responso junto con los presentes.

Dos ofrendas florales, una a nombre del Raúl Castro, y la otra del actual presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, acompañan el cuerpo del cardenal que estará expuesto en la catedral de La Habana hasta el domingo próximo a las 3:00 p.m., momento en que se celebrará la misa de exequias.

5 Comments

  1. Gracias por su obra, por su entrega y capacidad del perdón, por tender puentes, abrir puertas y caminos de paz y amor. Luz eterna para usted.

  2. Eminencia nunca lo olvidaré, como pastor, como amigo y como padre espiritual. Estoy lejos pero en la distancia continuó añorando a mi tierra esa que también tanto usted amo. Ruegue por nosotros todos los cubanos dentro y fuera. Bendiganos desde la cercanía que ahora comparte con Dios. Descanse en paz padre y amigo.

  3. Sin duda alguna el corazón de la iglesia cubana se ha fragmentado con la partida de nuestro Cardenal Jaime Ortega Alamino al que me gustaría dejar sepultado en la Catedral de La Habana y siguiera junto al pueblo habanero y de toda Cuba , además de hacer varios milagros hasta que la santa madre iglesia católica apostólica y romana lo canonise.

  4. TURIGUANÓ AÑO 66 EL ÁRABE QUIERE VERTE
    Solo El Cardenal Jaime Ortega Alamino
    Un Compañero de él y yo sabemos de esta contraseña que con la que se identificaban ellos en el tiempo que estuvieron en la UMAP .

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*