El cardenal Jaime fue un testigo de Cristo

Por: Yarelis Rico Hernández

Mons. Emilio Aranguren, obispo de Holguín y presidente de la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba, presidió la más reciente misa de cuerpo presente del cardenal Jaime Ortega en la S.M.I. Catedral de La Habana.

En su homilía reconoció en el hombre Jaime, tanto en sus tiempos como sacerdote en Matanzas, que como obispo en Pinar del Río y La Habana, y como cardenal, un testigo fiel de Jesucristo dispuesto a todo por el Reino de Dios. “Y en ese todo por el Reino se esconde el secreto de la entrega”, aseguró.

Recordó que en el último encuentro que sostuvieron los obispos con el cardenal Jaime Ortega el pasado 12 de junio, él los exhortó a la entrega que se da en lo poco de cada día, en lo cotidiano.

Al final de su homilía invitó a convertir en espacios de oración todas las zonas aledañas a la catedral habanera para reconocer la acción y obra de Dios en el cardenal y, a la vez, reflexionar sobre su capacidad de correspondencia como pastor de la Iglesia e hijo de Cuba.

En la misa concelebraron los monseñores Juan de Dios Hernández, obispo de Pinar del Río y Ramón Suárez Polcari, canciller de la Arquidiócesis de La Habana. También estuvo presente, Mons. Alfredo Petit Vergel, arzobispo auxiliar emérito de La Habana.

1 Comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*